» Inicio » Bulldog » Historia del Bulldog Inglés

Última actualización:

Historia del Bulldog Inglés - Inicios de la raza

Preguntas y Respuestas Frecuentes
crib y rosa

Los antecedentes de esta raza, sus orígenes remotos, atraviesan por veredas largas y oscuras que apasionan por su dramatismo. Las relatos históricos del siglo XIII sobre perros de carniceros y alanos que eran empleados para perseguir toros y sujetarlos durante la matanza y otras posteriores que hablan de bonddogges, boldogges y bandogges permiten asegurar que los ancestros del Bulldog moderno fueron perros extremadamente fuertes, vigorosos, ágiles y valientes, que no temían a ninguna bestia que tuvieran enfrente, por lo que fueron empleados para pelear con osos, mandriles, leones y, desde luego, en mayor frecuencia con toros, de donde vino su nombre. Siglos más tarde, las referencias de Buffon (1707-1788) son sin duda muy reveladoras en cuanto a la descripción de un perro denominado "Boull-Dogo" en Francia y "Boll-Dog" en Inglaterra, del que comenta: "Es más pequeño que el Gran Dogo, con cuerpo corto, patas esbeltas, cola enroscada, hocico negro sumamente corto, su pelo es liso de color leonado. Tiene poco apego al amo".

Entre el siglo XIII y principios del XIX, los perros que se criaban principalmente para pelear con toros en los eventos denominados "bullbaiting" Eran encuentros entre un toro y uno o varios Bulldogs. El objetivo de los perros era lograr, dentro de un tiempo permitido, la sujeción del toro y no soltarlo hasta derribarlo y mantenerlo cierto tiempo en esa posición. El encuentro terminaba cuando los perros lograban su objetivo o cuando el toro los retiraba por lesiones o muerte no tenían homogeneidad de características físicas, lo más importante era el desempeño exitoso que lograran como combatientes. Por tal motivo, no existía una tipificación precisa de las características raciales.

El término "Bulldog" con que se identifica a la raza aparece por primera vez en escritos históricos Nos referimos a la carta que envió Prestwick Eaton desde San Sebastian, España, a su amigo George Willimham de St. Swithen's Lane, Londres, solicitando dos buenos bulldogs que datan de 1632. Sin embargo, el punto de partida de la raza, tal como se conoce ahora, se ubica en el Siglo XIX, específicamente en el año 1864, fecha en que tuvo lugar la formación del primer Club en Inglaterra, denominado "The Bulldog Club", que fue el pionero en la tipificación y estandarización de la raza.

El bull-baiting fue prohibido en 1835 por el parlamento Inglés y el bulldog vino a menos, casi al punto de la extinción. Un grupo de personas amantes de la raza, al verla amenazada, formó el primer club en 1864 con el objetivo de, conforme describen los escritos originales, "perpetuar y mejorar al Antiguo Bulldog Inglés".

Aunque la duración de ese Club fue de sólo tres años, su legado se puede considerar como la piedra angular para la construcción y tipificación de la raza Bulldog, ya que auspició la elaboración del primer estándar racial Norma de perfección que describe las características ideales del aspecto físico y temperamental de una raza canina oficial en la persona de Samuel Wickens y, una vez terminado, lo dio a conocer con el nombre de "Philo Kuon".

Crib y Rosa Este cuadro fue pintado por Abraham Cooper y Samuel Raven en el año de 1817, pertenece actualmente al criadero español "Edition of Lux" quien lo restauró en años recientes, los perros que muestra la pintura inmediata superior, son considerados los padres del actual Bulldog Inglés. Ambos fueron considerados como ejemplares cercanos a la perfección, principalmente Rosa (izquierda), fue el modelo que se usó para definir las características raciales del estándar "Philo Kuon".

En 1875 se fundó en Inglaterra "The Bulldog Club Incorporated" Es considerado el Padre de todos los Clubes de Bulldog vigentes y principal agente normativo y promotor de la raza, club que permanece hasta la fecha y que ha sido el principal conductor de los destinos de la raza. Sus objetivos primarios fueron "evitar los intentos de introducir sangre de bulldogs españoles" ya que ésos alcanzaban pesos exagerados de casi cien libras; "eliminar las impurezas de la raza" siguiendo un estándar racial en su crianza, estándar que fue publicado en mayo de 1875, sólo un mes después de la formación del club. También se preocupó por eliminar la agresividad extrema en la raza, situación que, con el correr del tiempo, dio pie al carácter amistoso del bulldog actual.

El estándar racial que publicó "The Bulldog Club Incorporated" fue muy similar al "Philo Kuon", no obstante, debido a la mala fama que tenía la raza en ese tiempo, el interés primordial de aquél Club se centró en dignificar al Bulldog procurando atenuar sus rasgos intimidantes, ya fueran físicos o temperamentales. Ese interés condujo con mucha rapidez a cambios morfológicos y, desde luego, a una transformación drástica del carácter de esta raza.

Otro aspecto que tuvo un gran impacto en el cambio morfológico y temperamental de la raza fueron las exposiciones caninas. En éstas, lo importante ya no era la función zootécnica (el Bullbaiting) sino la belleza y perfección que mostraran los ejemplares conforme a su estándar racial.

King Dick

En la primera exposición canina que se realizó en el mundo, el 28 y 29 de junio de 1859, no participaron ejemplares de esta raza porque se reservaba sólo para razas cazadoras. La primera exposición canina en que se aceptó al Bulldog fue en Birmingham, el 3 y 4 de diciembre de 1860. El primer ejemplar en conseguir el título de campeón fue King Dick que en 1861 ganó la exposición (BIS) de Birmingham.

Subir